Alimentación la base de nuestra salud

0

No basta solamente con hacer ejercicio y acudir al médico para hacernos revisiones de manera regular para estar sanos. También es muy importante prestar atención a lo que comemos, pues la alimentación es una parte muy importante, incluso se puede decir que vital, del cuidado de la salud.

No nos estamos refiriendo a las estrictas dietas que se deben seguir cuando alguien está aquejado de alguna determinada enfermedad y que el médico nos impone cuando no nos queda más remedio, sino a las costumbres alimenticias que deberíamos seguir antes de que sea demasiado tarde y el experto nos imponga hasta la cantidad de rebanadas de pan que nos podemos comer.

¿Y cómo podemos saber el tipo de alimentación que resulta más saludable para nuestro organismo? La verdad es que si nos dedicáramos a hacer caso de todos los consejos de quienes aseguran ser expertos en el mundo de la nutrición, no podríamos comer nada o no dejaríamos de comer, pues las opiniones son tan diferentes unas de las otras que llegan incluso a ser diametralmente opuestas.

Sí que existen algunas costumbres que todos conocemos y que nos permiten estar bien alimentados y sanos a la vez, como las de comer de todo siempre con moderación, evitar el exceso de grasas saturadas y azúcares refinados o aumentar la ingesta de frutas y verduras frescas. Por eso es conveniente empezar las comidas principales con un buen plato de ensalada para aportar a nuestro organismo una buena cantidad de vitaminas, y rematarlo luego con una buena fuente de proteínas como puede ser un plato de carne. Los hidratos de carbono los aportaremos con algún otro alimento como pueden ser las pastas o los postres a base de masa de panadería. Todo tiene cabida dentro de una alimentación sana siempre que se haga con la moderación adecuada.